Ada Colau, Humor Gráfico, Luis Sánchez, Número 94, Opinión
Deje un comentario

Besamanos real y libertad de expresión

Por Ada Colau / Viñeta: Luis Sánchez. Viernes, 9 de marzo de 2018

@AdaColau

Hoy se ha hecho pública la confirmación oficial: no sólo el Congreso del Móvil se celebrará el año que viene en Barcelona, sino que esta edición ha sido un éxito rotundo, como lo lleva siendo en los últimos años.

Ha sido una semana intensa. El lunes nos despertamos con grandes titulares y tertulias infinitas repitiendo la misma idea: el congreso de móviles podría irse de Barcelona porque la alcaldesa no acudió a un “besamanos” con el Rey.

Esa misma mañana en la inauguración oficial del congreso, a la que por supuesto asistí, los directores de grandes empresas y el propio director del Mobile aseguraban a los medios de comunicación que Barcelona era el lugar ideal para el congreso y lo seguía siendo. Tenemos un contrato firmado hasta el 2023.

Pero eso era lo de menos porque el objetivo era asustar a la gente. Crear una falsa alarma y una polémica totalmente inflada donde sólo había un gesto de protesta.

El ruido ha durado toda la semana porque el Partido Popular, Ciudadanos y, lamentablemente, el PSOE han decidido jugar la carta del miedo y la confusión para atemorizar a la ciudadanía y sacar provecho de ello. Estamos, me temo, entrando en periodo electoral. Qué pena que si alguien pone en riesgo el MWC (que no lo está y lo saben) sean ellos y su alarmismo desbocado. Defender la Constitución, señor Felipe y señores del PP-Cs-PSOE, también es defender la libertad de poder protestar.

Por eso os pido que difundáis este mensaje, que expliquéis la realidad a todas las personas que tenían dudas sobre si un gesto así era “una temeridad”. Si una alcaldesa republicana, en señal de protesta, no puede dejar de ir a un “besamos real” estaríamos en una democracia en franca decadencia. De hecho, nuestra democracia es francamente mejorable, y ese gesto pretendía señalarlo.

Sobre todo, os pido que no tengáis miedo y que, entre todos, no nos dejemos atemorizar por el ruido de quien no quiere que nada se cuestione ni nada cambie.

Si Barcelona es una ciudad querida y admirada en el mundo también es por estas cosas: porque es valiente, siempre lo ha sido. Porque su gente está unida en su pluralidad, no rinde pleitesía a nadie, está orgullosa de ser moderna y cosmopolita, y lucha por los derechos que todo ciudadano debería tener. Mostrar carácter no nos hace más débiles, al contrario. Como decía la famosa rumba, Barcelona tiene poder.

*****

Si te ha gustado puedes visitar nuestra página oficial de Facebook o Twitter.

Luis Sánchez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *