Humor Gráfico, Iñaki y Frenchy, Maya Correas, Número 83, Opinión
Deje un comentario

Totalitarismos

Por Maya Correas / Viñeta: Iñaki y Frenchy. Viernes, 22 de septiembre de 2017

Maya Correas

Señoras que llaman ignorante a aquel que piensa que el torero no deja de ser un carnicero que mata por ocio, o sea un asesino, y que una bandera con águila no es una bandera folclórica (vaya por Dios, es la que llevan los fascistas en las concentraciones). Y caraduras que nos intentan servir sapos y culebras vendiéndonos la moto de una monarquía como democracia y de un rey proahijado por un dictador fascista como campechano y demócrata. Ignorantes no, somos gilipollas.

Una exposición muestra la banalidad de la vestimenta de mujeres violadas. Cuando una camiseta sencilla y ancha y un simple pantalón son considerados una provocación. En un caso, cuando después de unos días de ausencia una víctima volvió al trabajo, fue lo primero que su jefa le preguntó: cómo ibas vestida. Con una camiseta y unos pantalones, ¿qué querías que llevara para ir a un partido de baloncesto? Dice que se levantó y no volvió más.

Más leña al fuego. Entre los rohingas hay rohingas que emigraron a Arabia Saudí y que han vuelto para sembrar cizaña. Han sido adiesterados en Arabia Saudí y tienen experiencia en el campo de guerra (seguramente con Daesh). Están pagados y armados por los wahabíes y ejecutan acciones terroristas en Birmania. Lo hacen en pos de sus intereses y los de sus aliados para atacar a China. Se camuflan además entre los demás rohingas y se hacen llamar rohingas rebeldes. Por otro lado, la Junta Militar Birmana es la que gobierna en realidad el país, a pesar de que hayan llegado a un compromiso con los árbitros de democracia internacional, nombrando primer ministro a la premio Nobel. No obstante, solo la junta controla la respuesta de la policía, el ejército y los territorios fronterizos. La respuesta de una junta militar fascista nunca es suave. La situación empieza a recordar a la de Siria, donde la guerra empezó por la represión a los famosos rebeldes que eran en realidad mercenarios y sirios radicalizados. La situación es extrañamente parecida con una orquestación de los medios informativos a favor de esos nuevos rebeldes tan simpáticos y buenos que por lo visto a veces queman negocios, aterrorizan y matan a la población budista, pero eso no lo dicen. Y la similitud no se detiene aquí, sino que también aparece un conducto de gas. ¿Os suena o nos van a volver a servir la misma función?

Se me ha caído el mito del kurdo bueno, salvaje y libre. De esas mujeres con su fusil al hombro, su sonrisa, su pelo al viento y su traje de hombre. Detrás está Israel que quiere un Kurdistán. Detrás está Israel, y cuando está Israel, nada bueno puede salir. Detrás está EE.UU, que se ha dado prisa en pactar sus bases donde antes no había. Detrás lo que se prepara es un territorio para seguir abrasando el Medio Oriente y tocándole las narices a Irán, ergo Rusia, ergo China. Detrás lo que hay es un peligro para el planeta. Algunos calcularon mal y estimaron que la independencia de un pueblo era a costa de lo que sea. Incluso pactar con el mismo diablo y rendirle pleitesía. Mientras, confieso, yo y muchos creímos en una blanca navidad. Es difícil hoy en día hacer la parte de las cosas. Es difícil abrir los ojos.

Muchos se extrañan de que el Ministerio de Cultura le haya dado un premio  a un programa de televisión malo. No entiendo la extrañeza, ese es el nivel Maribel de nuestra televisión. Si presentan al hijo botarate de una choriza cantamañanas y a un carnicero como opinión pública digna de ser escuchada qué queremos.

Necesitamos educación y más educación. No solo en las escuelas, en todos los espacios, en todos los rincones. Quizá así aprendamos a no entrar en el juego de un sistema que en el fondo no quiere ni a mujeres ni a hombres.

La socióloga Monique Pinçon acuña un nuevo término. Frente a populismo propone burguesismo. Que es la manera desdeñosa, cínica, burlona, que tienen los ricos de burlarse de los pobres mientras les siguen robando.

Negar la realidad parece para algunos una solución. Dejad a los niños en paz, ya crecerán y decidirán qué sexualidad quieren tener.

*****

Si te ha gustado puedes visitar nuestra página oficial de Facebook o Twitter.

IÑAKI Y FRENCHY

@inakiyfrenchy76

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *