Humor Gráfico, Joaquim Bosch, Luis Sánchez, Número 56, Opinión
Deje un comentario

Política para ciudadanos, no para políticos

Por Joaquim Bosch / Ilustración: Luis Sánchez

JOAQUIM BOSCH 2

Joaquim Bosch

Política útil. Como jurista y como ciudadano me parece importante que se conozcan las propuestas de las fuerzas políticas en materia de derechos sociales y de libertades públicas. Al final son cuestiones centrales para cualquier sistema democrático avanzado. Saber si se garantiza la dignidad básica de cada persona, de manera que se le asegure la cobertura de sus necesidades esenciales y el desarrollo potencial de su personalidad. Y también conocer hasta dónde se respeta la libertad individual. Por favor, que no se nos distraiga con la algarabía de discusiones nada relevantes. Que se nos hable en serio de derechos fundamentales.

Ganancias financieras. En 2015 los bancos aumentaron sus beneficios en un 48 por ciento. Las entidades bancarias son responsables del desastre económico que ha provocado graves problemas a muchos millones de personas. En lugar de tomarse medidas correctoras para prevenir estas situaciones, desde el poder político se les ha rescatado con los impuestos de todos y se han mantenido leyes que les conceden enormes privilegios. Pero estas empresas no son entes abstractos. Detrás de ellas están personas que están ganando muchísimo dinero, a pesar de la crisis que sufre la mayor parte de la sociedad. Desde Jueces para la Democracia hemos reclamado reiteradamente cambios en la legislación que acaben con tanto favoritismo. Los cargos públicos deberían actuar al servicio de la mayoría y no de minorias acomodadas.

Lucha contra la corrupción. Las asociaciones de jueces y de fiscales reclamamos al Gobierno, en su momento, una serie de medidas contra la corrupción. No se nos ha hecho caso en nada. No se ha creado ni un juzgado de instrucción en cuatro años. Los corruptos tienen más medios para eludir a la Justicia de los que tenemos los jueces para perseguirles. Se han elevado las penas en casi todos los delitos, pero el Gobierno no ha querido acometer castigos más duros para los casos de corrupción. No se han aprobado medidas preventivas. Y ahí tenemos a cerca de 2.000 imputados por estos delitos y a una ciudadanía cada vez más indignada. Encima nos dicen que se ha hecho un gran esfuerzo en la lucha contra la corrupción. Realmente desalentador.

Justicia y literatura. Especialmente dedicado a los amantes de la Justicia y de las buenas narraciones: acabo de escribir un artículo en El País bajo el título El poder judicial en la literatura. Es una breve aproximación a cómo han visto los escritores la figura del juez. El arte de juzgar no es nada sencillo. Además de los conocimientos jurídicos, hay que plantearse un gran esfuerzo de atención a cada problema humano que se presenta. Y los magistrados lo llevamos a cabo dotados de un enorme poder, que debe ejercerse siempre con prudencia ante posibles excesos. A pesar de las dificultades, la sociedad siempre necesitará jueces ecuánimes que resuelvan conflictos inherentes a la naturaleza humana.

*Joaquim Bosch es exportavoz de Jueces para la Democracia

*****

Si te ha gustado puedes visitar nuestra página oficial de Facebook o Twitter.

Luis Sánchez

Luis Sánchez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *