Alfredo Piermattei, Humor Gráfico, Número 56, Opinión, Tonino Guitián
Deje un comentario

El mal español de la hipocresía

Por Tonino Guitián / Ilustración: Alfredo Piermattei

Tonino Guitián

Tonino Guitián

La gran estafa económica. Dijo la cultura del esfuerzo al morir: “Siento dejar este mundo sin legalizar millones de euros de Pipas Facundo”.

La caverna. Leo este artículo sobre Pablo Iglesias en el diario ABC: “Es peligroso por lo que no dice (…) Pretende, como el diablo, hacernos creer que no existe. Como hizo Hugo Chávez, como hicieron los nazis, hasta que cuando las personas libres y vertebradas quisieron escapar del gueto de Varsovia o de Caracas fue ya demasiado tarde”. El Apocalipsis se va a quedar corto, libre y vertebrado.

El diablo viste de Prada. Y digo yo que Mario Conde podría haber coleccionado arte, en vez de avalarse por dos altos cargos de la Fundación Francisco Franco.

Otro titular, este de Las Provincias: “La supresión de bous al carrer en la Comunitat Valenciana desata ya el sacrificio de reses y despidos en las ganaderías”. Ya lo advirtieron: la supresión de toros en las calles no impide que los animales mueran (sólo impide su sufrimiento) y desencadena una gran cantidad de despidos sólo comparable a cuando Napoleón abolió en 1808 el Tribunal de la Inquisición (sin contar el bajón de las empresas leñadoras que suministraban madera a gogó para la quema de brujas). Magistral enfoque de una noticia sobre una medida que evitará desayunarse, día sí y día no, con un joven o anciano arrollado durante las fiestas por un animal enloquecido por diversión.

Puro teatro. Acabo de ver el spot de Podemos y tal en el que los actores van a ser los del palco, los utilleros, los que mueven las bambalinas, los espectadores… Puede ser muy emocionante para neófitos, pero cualquiera que sepa algo de teatro conoce cómo acaba esa función.

Titular del Diario.es: “Las elecciones le dan a Rita Barberá un colchón de tranquilidad judicial”. Al hilo de ello se me ocurre que Harry Houdini fue un ilusionista y escapista húngaro. Concebía la magia como un espectáculo en sí mismo y demostró gran habilidad para liberarse del interior de cajas fuertes arrojadas al mar, de camisas de fuerza colgado boca abajo de rascacielos, y de toda suerte de esposas, cuerdas, baúles cerrados con candados y cadenas de cualquier tipo.

“Hacer comulgar con ruedas de molino”. Breve explicación didáctica del porqué de esta expresión que significa creer o aceptar cosas imposibles de creer o de aceptar, sucumbir fácilmente a un engaño. Conociendo el diámetro de la rueda o noria de un molino de agua, aunque es redonda como una hostia, se comprende lo difícil que sería de tragar. El que “comulga con ruedas de molino” está dispuesto a “tragarse” el más absurdo de los disparates.

Puritanismo. La ola de moralidad que recorre el mundo siempre tiene como objetivo las cuestiones más naturales: en México están con la inmoralidad de las mujeres que dan el pecho a sus hijos en público. Aquí lo hemos zanjado como el top-less: es mejor que no lo hagas, así te dejan en paz.

Anecdotario de campaña. Un dirigente de VOX, partido político adscrito a la derecha española, fue detenido en Gibraltar tras desplegar una bandera nacional de dieciocho metros de longitud. Ojalá esta campaña electoral no hubiera acabado nunca.

Definición antes de ir a la cama. Hoy me iban a preguntar qué es la cultura, pero al final no lo han hecho, así que respondo aquí: la cultura es dudar de todo. Buenas noches.

*****

Si te ha gustado puedes visitar nuestra página oficial de Facebook o Twitter.

Alfredo Piermattei

Alfredo Piermattei

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *