Humor Gráfico, José L. Castro Lombilla, Lombilla, Número 50, Opinión
Deje un comentario

Carta a Gurb

Por J.L. Castro Lombilla

J. L. Castro Lombilla

J. L. Castro Lombilla

Estimado Gurb:

Ayer, cuando terminé de defecar pasó lo normal en estos casos, que el público congregado en mi cuarto de baño prorrumpió en vehementes aplausos de sincera admiración y comenzó a dar enardecidos vivas para elogiar la magistral ejecución de mi obra sinfónica en cuatro movimientos abdominales. Pero, hete ahí, marciano de mis entretelas, que cuando me disponía a hacer un bis para contentar al respetable, justo en el momento en que me colocaba decúbito nalgar, una voz misteriosa salida de las profundas simas del inodoro vino a truncar tan gozosa interpretación…

–¡Tralaríiiiiiiii! ¡Tralaráaaaa! –dijo la voz esa.

Yo, claro, me asusté muchísimo y no tuve más remedio que posponer el bis para mejor ocasión, pues del susto el esfínter se me estrechó una barbaridad… Tanto se me estrechó, que la reina Isabel II de Inglaterra, que es muy aficionada y nunca se pierde una de mis defecaciones, al ver mi esfínter tan estrecho lo confundió con el de Gibraltar y se lanzó de cabeza para quedarse a vivir allí…

Ni que decir tiene que, ante tamaña felonía de la pérfida Albión, yo metí la cabeza en el inodoro para gritarle a la voz misteriosa que había provocado esa circunstancia tan asquerosita de tener viviendo en mi esfínter anal a la reina de Inglaterra, con lo incómodo que es eso, lo siguiente:

–¡Sal si eres ornitorrinco! –le espeté con valentía.

–Sí, sí, ornitorrinco… –dijo la voz misteriosa–. ¡Tú no sabes con quién estás hablando, canalla! ¡Tralaríiiiiiiii! ¡Tralaráaaaa!

Y no te lo vas a creer, Gurb, pero, de repente, como quien no quiere la cosa, del inodoro salió el presidente del Gobierno en funciones, don Mariano Rajoy, disfrazado de ornitorrinco que a su vez iba disfrazado de Rita Barberá vestida de torero bombero. Y entonces, puesto en jarras, con mucho donaire y salero, ésa es la verdad, se puso a cantar:

♫Buscando otro cielo la Lola se vaaaa,
me queda un consuelo, ponerme a cantar…
Me duele el sentío de tanto sufrir
y al ver que la gloria del cariño mío
me ha dejado aquíiiii…♫
♫Cantando la Lola se va por los mares,
se va por los mares,
pero no murmuren porque vaya sola,
voy con mis pesareeeeees…♫

Tras lo cual, don Mariano Rajoy se fue a vivir con la reina de Inglaterra a mi esfínter.

Y es por esto, Gurb, por lo que yo creo que el próximo gobierno va a ser un gobierno de coalición entre Pedro Iglesias, Mariano Rivera, Rocío Jurado y, por supuesto, el ornitorrinco. Hala.

Tuyo afectísimo:

José Luis Castro Lombilla

*****

Si te ha gustado puedes visitar nuestra página oficial de Facebook o Twitter.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *