Iñaki y Frenchy, Número 36, Opinión
Deje un comentario

Murió abandonado

Por Iñaki Tovar

IÑAKI TOVAR

Iñaki Tovar

Murió solo y abandonado, malviviendo en la casa prestada por caridad de su buen amigo el pintor Camille Corot. Honoré Daumier (1808-1879) ha llegado a París para trabajar de ujier en el tribunal de justicia; pronto conocerá la miseria que por doquier rodea al ciudadano de tercera. Sus brillantes dotes de dibujante, caricaturista, pintor, grabador y escultor le llevan a trabajar con sátira mordaz en el periódico humorístico-político Le Charivari. Su mofa del glotón rey Luis Felipe I de Orleans lo lleva a prisión, y la cárcel le enseña a ser más sutil; su crítica se torna exquisita y su denuncia muda. El antihéroe Quijote y la ración cruda de Sancho serán su religión. Descubrió a Goya en 1832 y fue su relevo; aprendió a pintar con sus manchas, su pincelada suelta, rápida, sin matices, fresca, empastada. Conoció la paleta grave y terrosa de Delacroix, los matices de Corot, la piel agrietada de los segadores de Millet. Perdía vista y su técnica evolucionaba hacia un minimalista primitivismo sin retoques, “alla prima” como Velázquez. Con gestos y miradas sus personajes burlan la censura para ridiculizar los convencionalismos y enaltecer a los desarrapados, a los invisibles, a los hijos de la igualdad, de la libertad y de la fraternidad. Los fugitivos (1855, Museo del Pettit-Palais, París) es un cuadro que muestra la represión del rey Luis Felipe I de Orleans tras la revolución de junio de 1848.  Hubo penas de muerte, miles de encarcelamientos y deportaciones a Argelia. El Gobierno de Bachar El Asad ha cometido crímenes de guerra y contra la Humanidad en Siria, según el informe de la Comisión independiente sobre Derechos Humanos de la ONU que se hizo público hace un tiempo en Ginebra. En el texto se destaca que la violencia de las fuerzas gubernamentales forma parte de una política dirigida desde el Estado. La historia siempre se repite. Ya lo vio Daumier.

*****

Si te ha gustado puedes visitar nuestra página oficial de Facebook.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *