Alaminos, Ecto Plasta, Humor Gráfico, Número 35, Opinión
Deje un comentario

Voland se divierte

Por Ecto Plasta / Ilustración: Jorge Alaminos

Ecto Plasta

Ecto Plasta

Como se me hace imposible concebir la razón por la que Alemania, a través de Merkel, hace lo que está haciendo, es decir, adoptar políticas imposibles y sin ningún sentido –precisamente ellos, además, que pasaron por algo parecido tras la primera gran guerra y como consecuencia se vieron envueltos en lo que vino después, acabando en una condonación de la deuda que hizo posible su recuperación–, por todo esto, decía, me resulta difícil saber cuál es su actual objetivo, adónde quieren ir a parar, qué quieren lograr, qué desean conseguir.

He llegado, finalmente, a una conclusión un tanto fantástica, absurda si se prefiere, aunque ya decía el grandísimo Holmes que: «Cuando eliminas toda solución lógica a un problema, lo ilógico, aunque imposible, es invariablemente cierto». De esta manera y utilizando los métodos deductivos del más grande detective de todos los tiempos he concluido (yo solo, sin ayuda) que Merkel ha sido tomada, quiero decir, poseída por el mismísimo Belcebú.

Sólo desde esta perspectiva es posible comprender el empeño, malsano por otra parte (no podría ser de otra forma rondando Lucifer por Berlín), y la cerrazón que le ha entrado a la buena (!) señora con Grecia. Asegurar que el dinero prestado ha sido malgastado es como decir que pagar nóminas, seguridad social, pensiones y educación es un vicio pernicioso. ¿Quién tiene ese dinero? ¿Dónde está? El dinero no se quema, no se rompe, no se tira, simplemente cambia de manos. ¿En manos de quién está? Vaya usted a saber, pero todo el mundo lo intuye.

Y así estamos, con Merkel haciendo el mal, el diablo sabrá por qué, y el resto de Europa atónita o complaciente según sople el viento. Lo más lamentable, por no decir ridículo, es el servilismo de Rajoy y los suyos besando por donde pisa la canciller, aprovechando la desgracia ajena para sacar partido y asustar al personal antes de irse de vacaciones. Seguro que no las perdonan: España va bien. Es su forma preferida de hacer política, bueno, de hacer lo que quiera que sea que hagan, quiero pensar que la política no es eso. Y si acaso lo fuese, que el diablo se los lleve a todos.

*****

Si te ha gustado puedes visitar nuestra página oficial de Facebook.

Jorge Alaminos

Jorge Alaminos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *