Humor Gráfico, Número 32, Opinión, Pedro Pérez Díaz, Ricardo Núñez
Deje un comentario

Los mundos de Gurb

Por Pedro Pérez Díaz / Viñeta: El Dibujante Indignado

PEDRO PEREZ DIAZ

Pedro Pérez Díaz

Las últimas elecciones municipales nos dejaron unos resultados poco convencionales. Algunas candidaturas de confluencia, como Ahora Madrid de Manuela Carmena y Barcelona en Comú de Ada Colau, han demostrado su potencial y su capacidad para unir a diversos sectores, llegando prácticamente a igualar los resultados de los todopoderosos PP y CIU. La clave del resultado de estas listas ha sido poner sobre la mesa propuestas más enfocadas a la realidad social, hacia temas como la paralización de los desahucios, las garantías de suministro energético, etc.

Y ante esta victoria parcial (no olvidemos que el acceso a la alcaldía implica pactos con socios para nada deseados) nos encontramos con el patetismo opuesto por el Partido Popular. Mediante una serie de ataques bajos y descalificaciones intentan evitar la posibilidad de que se establezcan esos pactos necesarios para que estas plataformas lleguen al poder municipal. Esta estrategia consiste en asociar a los partidos emergentes con el caos y la inestabilidad en el gobierno, culpando de sus consecuencias a todo aquel dispuesto a pactar con ellos y de esta forma permitir estos gobiernos. Tras la práctica de la política del miedo, aquella consistente en la descalificación sistemática del adversario, ya no solo de sus propuestas, sino también a nivel personal, tras no haber podido evitar que una gran cantidad de gente votara a esos partidos (aunque sí reducir bastante su resultado), ahora recurren a la última y más desesperada de sus estrategias. Si antes teníamos un “votadnos a nosotros o al caos”, ahora tenemos un “pactad con nosotros o con el caos”.

Todo este modo de proceder queda perfectamente reflejado en el caso de la alcaldía de Madrid. Por un lado tenemos a Manuela Carmena, una profesional de la ley con décadas de experiencia a sus espaldas. Por otro a Esperanza Aguirre, un auténtico ejemplo de profesional de la política, salpicada por diversas tramas de corrupción y conocida por sus políticas de recortes y defensa de las élites. Pues bien, durante estas semanas de campaña electoral y estos días de post-elecciones hemos podido ver a Carmena intentando alcanzar acuerdos, poner sobre la mesa nuevas propuestas para afrontar problemas reales, es decir, construyendo. Al mismo tiempo, también hemos visto a Aguirre descalificando y aferrándose al poder con todas sus fuerzas, es decir, destruyendo. Tales descalificaciones solo demuestran la falta de escrúpulos de quien las realiza. Si bien es cierto que el partido de Carmena puede ser merecedor de alguna crítica en algunos de los puntos de sus programas, creo que los insultos hacia quien trabaja para mejorar la situación actual y para enfrentarse con los problemas reales no son sino una falta de respeto y una pataleta de mal perdedor. Más aún viniendo de alguien que se ha limitado a mantener políticas cuya falta de efectividad ya ha quedado demostrada y a ejercer el insulto sistemático. Por otro lado, este aferramiento al poder solo puede estar motivado por dos razones: el miedo a que otros descubran que se han estado realizando prácticas poco lícitas en legislaturas anteriores o el miedo ante la posibilidad de seguir disfrutando de las ventajas del poder. También, claro está, puede ser una suma de ambas.

Durante los próximos meses iremos descubriendo cuáles son las nuevas políticas que proponen estos partidos y si logran llevarlas a cabo y hasta qué punto. Pero lo que ha quedado en evidencia, una vez más, es la mezquindad y la falta de escrúpulos de unos partidos que harán cualquier cosa por mantenerse en el poder. No tenemos modo de saber si las medidas tomadas por las nuevas plataformas en los ayuntamientos darán el resultado esperado; lo que sí ha quedado claro es qué clase de políticas son las que nos funcionan y qué clase de personas son las que sobran en la política actual.

*****

Si te ha gustado puedes visitar nuestra página oficial de Facebook.

Ricardo

El Dibujante Indignado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *