Humor Gráfico, Igepzio, Número 31, Opinión, Tonino Guitián
Deje un comentario

De Rus, Rita y Rato

Texto Tonino Guitián / Viñeta: Igepzio

Lo de Valencia. Hoy me ha parecido ver a Rajoy diciendo que “son” el único partido que se equivoca o algo así de muy para cazurros, y que Rus no tiene intención alguna de dimitir y ya no lo pueden sacar de listas.

Dos millones de pelas. Con la cara de Rus se pueden pulir diamantes.

Cardados Barberá. Lo más interesante, a nivel político, del equipo de Rita Barberá son sin duda sus peluqueros.

Conspiración. Rita, la víctima destinataria del odio comunista sin saber por qué. ¿Alguien puede ayudarla a saber qué se le reprocha de sus 24 años de alcaldesa absoluta? Gracias.

Que la pongan en el diván. Rita Barberá es como la neurótica esquizofrénica a la que su médico de cabecera le diera siempre la razón: es en efecto objeto de complots, su vida está frecuentemente alterada por montajes, escucha realmente voces que le dicen que se presente por el bien de sus conciudadanos y nunca ha amenazado a alguien con detenerle por opinar diferente a ella. La realidad paralela se convierte en la realidad, y usted que lo vea.

Revival. He leído en la prensa que Rita vuelve, con Ciudadanos, y Esperanza regresa, en Madrid. Qué bien han funcionado los ataques al odio comunista bolivariano generador de caos, ¿no?

Caso Rato. Por su soberbia, dejó muchos cadáveres en el camino y hoy puede que se hayan levantado aprovechando algunos errores cometidos en la gestión financiera de su dinero, que la Justicia tendrá que demostrar. En esta historia parece que hay, además, un componente de lucha política y de enfrentamientos personales. Un apasionante relato de vendettas políticas de otros tiempos, a las que Rato ha dado pie al cometer supuestas ilegalidades, quizás empujado, como dicen algunos, por su obsesión por el dinero.

Esperanza chic. Creo que no hay candidata más super-cuqui y old-fashioned a la que votar con entusiasmo.

Puro teatro. No creo ser un buen analista político, lo único que he sabido predecir bien fue el desastre de José Luis Moreno en el teatro Musical, pero tampoco nadie me hizo caso, así que… ¿para qué me molesto?

Progreso. La Humanidad ha de pensar en cosas que son a la vez necesarias e innecesarias.

Misterio energético. ¡Qué esconderán las centrales hidroeléctricas para que el Gobierno se resista a que conozcamos sus costes!

Los de las barbas. El ayatolá Hossein Dehnavi, de Irán, ha asegurado que aquellos hombres que fantasean con otras mujeres mientras hacen el amor con sus esposas, si las dejan embarazadas en ese acto sexual, tendrán hijos homosexuales. Ahhh, claro… ahora todo cuadra.

Amnistía fiscal. ¿Quién habrá en la lista, que no conviene que se sepa, de mayor envergadura que Rato?

Mariscadas Granados. Una cosa era aquello de “a las mariscadas, a los parapentes” con la música de La Internacional; otra muy diferente es unir todo aquello y mejorarlo con el “marisco traído en helicóptero”.

Bipartidismos. Después de los furibundos ataques a Podemos por parte del PP y del PSOE, llega Ciudadanos a nuestras pantallas, hasta en la sopa con la aquiescencia de los medios de comunicación y de los amables partidos en liza.

Ciudadanos. Su lema es “Solo nos importan las personas”. Así que a las cosas no le conceden ninguna importancia.

Farra y despilfarra. Condenan al Consell (a nosotros, vamos) a pagar los 125.000 euros que el ex conceller Rafael Blasco se metió por el orto.

¿Y no lo multan? Al presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, se le olvida ponerse el cinturón de seguridad cuando va en taxi. Las costuras le hacen llagas.

De Rato a Rita. Llega la apisonadora Rita Barberá. Adiós al Cabanyal, un barrio único en su especie. Y donde nació mi abuelo.

Ritaleaks. Lo que faltaba… llega el fin del mundo.

Si te ha gustado puedes visitar nuestra página oficial de Facebook.

Igepzio

Igepzio

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *