Fotografía, Fotonoticia 1, Marcial Guillén, Número 9
Deje un comentario

El objetivo justo

 

Fotografía: Marcial Guillén

♦ El torero José Ortega Cano, que cumple una condena de dos años y medio de cárcel por provocar un accidente de tráfico mortal, está “perfectamente medicado” para evitar un infarto y en la prisión tiene la “posibilidad de rápida asistencia sanitaria si fuera necesaria”, según explican fuentes penitenciarias. La familia de Ortega ha sido pasto de la prensa rosa tras la muerte de Rocío Jurado, y los paparazzi se han cebado sobre todo con las andanzas de su hijo José Fernando, también detenido por robo.

Texto: Gurb

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *